Inicio Blogs Caddielandia Bellerive nos entra por el ojo y se nos puede dar muy...

Bellerive nos entra por el ojo y se nos puede dar muy bien

Compartir
Una vista de Bellerive desde la bola de Jorge. © Borja Martín-Simo
Una vista de Bellerive desde la bola de Jorge. © Borja Martín-Simo

Saludos desde Bellerive, St. Louis, sede del PGA Championship. Aquí estamos para disputar nuestro segundo Grande. Voy a empezar con el tema que me preguntaría mi abuela: el tiempo. Pues va a ser que lo del clima extremo del Medio Oeste de Estados Unidos no es ninguna broma. Qué barbaridad. Ayer parecía que estábamos en Écija. Jugamos 18 hoyos a 39 grados y con una humedad curiosa y hoy está diluviando. De hecho, os escribo por la mañana con el juego suspendido. No se puede jugar y, la verdad, no tiene muy buena pinta.

Pues va a ser que lo del clima extremo del Medio Oeste de Estados Unidos no es ninguna broma

Así, a bote pronto, me recuerda al tiempo de Malasia o Sudáfrica, con mucho calor y humedad. Ya sabéis que nosotros, como buenos cacereños, nos adaptamos bien a este tiempo. Nos gusta y además lo hemos hecho bien por aquellos lares, así que energía positiva para empezar.

Precisamente, previendo que hoy podía caer la mundial, ayer jugamos 18 hoyos. Fuimos en compañía de uno de los profesionales de club de la PGA de América que se ha clasificado para el torneo. Lo hacía bastante bien y el campo me encantó. Tanto a Campi como a mí nos entró por el ojo. El rough está alto y, sobre todo, duro. Es hierba de raíz ancha, densa, de esas que la bola se te va abajo y no es nada fácil sacarla. El rough me recuerda también a los campos de Sudáfrica, donde también plantan esta hierba por el clima.

Los greenes han sufrido mucho porque en el Medio Oeste los cambios de temperatura son brutales pero ruedan muy bien

Como habéis visto en las fotos, es cierto que los greenes han sufrido mucho porque en el Medio Oeste los cambios de temperatura son brutales y por lo que nos han contado han pasado de un abril muy frío a un mayo súper caluroso, sin embargo el problema es sobre todo estético. Los greenes ruedan muy bien y yo no los veo tan lentos como dicen, al menos están más rápidos que en Europa, aunque igual no llegan a las velocidades que manejan habitualmente en el PGA Tour. En cualquier caso, se deberían ir poniendo más rápidos y duros en cuanto deje de llover, ya que han instalado unos ventiladores gigantes en los greenes para secarlos. Eso sí, mientras tanto, si mañana llueve como hoy, el campo se va a poner muy largo y habrá que tirar flechas a los greenes. Tal y como está el rough alrededor de los greenes, yo sinceramente no veo el campo sencillo, más bien al contrario.

Los greenes son muy movidos en casi todos los hoyos y como escondan las banderas, que pueden hacerlo, va a ser un test muy exigente e interesante

Es un diseño que combina hoyos cortos y largos, por lo que resulta muy entretenido. Los greenes son muy movidos en casi todos los hoyos y como escondan las banderas, que pueden hacerlo, va a ser un test muy exigente e interesante. Es también un campo para pegadores y, sinceramente, me mojo, que para eso estamos aquí, creo que lo podemos hacer bien. Jorge ha jugado mucho en este tipo de parkland americano y se nos puede dar bien. Además, llegamos descansados tras dos semanas de parón después del Open. Como os he dicho, el campo nos ha entrado por el ojo y estoy convencido de que podemos jugar bien, veo a Jorge con buen ritmo y pienso que va a ser una gran semana.

El campo nos ha entrado por el ojo y estoy convencido de que podemos jugar bien, veo a Jorge con buen ritmo y pienso que va a ser una gran semana

Aprovecho para hablaros de algunos hoyos que me han llamado la atención. El hoyo 6, par 3. Por lo visto fue muy duro en el último PGA, con una media de más de cuatro golpes… Cosa seria. Yo no lo veo muy largo, pero como pongan una bandera larga a la derecha, que la pondrán, el agua entrará en juego y el green es muy movido.

El hoyo 4 es un par 5 reconvertido a 4, aunque se juega desde delante un par de tees… Aún así, cuidado, es un dog leg a la izquierda y hay que pegar drive y hierro 5, y eso que ayer la bola volaba mucho. Es un hoyo terrorífico. Después está el 10, un hoyazo con dog leg izquierda Hay que pegar drive y hierro 6 o hierro 7. Ayer tuvimos viento en contra.

Otro hoyo que va a dar mucho juego es el 11. Es un par 4 corto, de algo más de 300 yardas. Desde el tee de atrás yo creo que no merece la pena tirar a green porque hay mucho riesgo, con un lago a la derecha y una montaña con piedras a la izquierda. Salvo Koepka o Dustin Johnson, no creo que nadie se atreva a tirar a green desde atrás. Si lo adelantan ya será otra cosa. Si se puede tirar con madera 3 sí será riesgo/recompensa y habrá que elegir. Imagino que un día lo adelantarán.

Otro hoyo muy bueno es el 16. Ayer pegamos el hierro 3 con la bandera corta a la izquierda, así que con la bandera larga igual hay que pegar híbrido. Es el inicio de un gran final. El hoyo 17 es un gran par 5, con dog leg derecha. Los bombarderos pueden llegar de dos. Y el 18 es un gran par 4 para acabar. Se puede salir con drive por la izquierda, volando los búnkers, o madera 3 más conservador a quedarse corto de la arena.

Tenemos muchas ganas. No hay que olvidar que el PGA es un grande con un field terrorífico, al fin y al cabo están los cien mejores del mundo… No hay otro Grande que aglutine a tantos jugadores buenos. Va a ser una gran semana de golf.

Con los nuevos tees, con su nombre y un jabalí impreso, no hay que descartar que no fallemos ni una calle esta semana…

Por cierto, esta semana Campi estrena tees… Se los he regalado yo. Son de plástico duro, los que le gustan para pegar el drive. Tuvo que mover cielo y tierra para encontrar una empresa que los hiciera, pero sobre todo tuvo que convencerlos para que los personalizara porque no lo hacen. Un amigo nuestro, Víctor, hizo el diseño y han quedado muy chulos. Tienen su nombre y un jabalí impreso. Nuestra ‘marca registrada’. Los tee son de la marca Fly Tee y los han hecho en la empresa Champ. Cuidado, porque igual esta semana no fallamos una calle…

*Borja Martín-Simo es el caddie de Jorge Campillo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here