Inicio Grandes Circuitos European Tour Estas pequeñas historias domésticas que tanto nos gustan…

Estas pequeñas historias domésticas que tanto nos gustan…

Compartir
Rafa Cabrera Bello, José María Olazábal, Álvaro Quirós y Gonzalo Fernández Castaño, en el tee del 1 del Emirates.
Rafa Cabrera Bello, José María Olazábal, Álvaro Quirós y Gonzalo Fernández Castaño, en el tee del 1 del Emirates.

Mediodía en Dubai. Forman en el tee del 1 del Emirates Golf Club las dos parejas rivales. Por un lado, los chicos Ryder (uno más que otro…), José María Olazábal y Rafa Cabrera Bello; por otro, los eternos meritorios a una Ryder, Álvaro Quirós y Gonzalo Fernández Castaño. Fourball puro y duro a nueve hoyos. Que comiencen a cimbrear las varillas y a volar las bolas.

En el hoyo 2 un birdie de Rafa pone en ventaja a la pareja Ryder. En el 3, par 5, los cuatro jugadores hacen birdie. Concesiones, las justas. Los hoyos 4 y 5 se empatan con pares. En el 6 nadie coge el green en regulación, que esto es golf y también hay que pagar peajes. En el 7, de nuevo un birdie de Rafa que sitúa uno arriba con dos hoyos por jugar a la pareja vasco-canaria. Sin embargo, Quirós responde en el 8 con otro birdie… Las espadas quedan en todo lo alto para el siempre delicado hoyo 9. De salida, Álvaro se va al agua, Gonzalo al rough de la izquierda, Rafa al bunker de la derecha y Chema la pone en el fairway, aunque más corto, como es lógico. Tirazo del vasco a green, metiendo presión. Tirazo asimismo del madrileño desde el rough, mientras el canario se queda al borde del green…

Dubai cumple 30 años y aquí nadie ha sacado más petróleo que la Armada

El partido se va a decidir por tanto con estos dos putts de birdie, el de Gonzalo, desde unos ocho metros, y el de Chema, desde unos seis. Y, mire usted por dónde, Fernández Castaño enchufa el suyo. Por todo el centro. Olazábal tiene la palabra… Y la herramienta adecuada: el putter McGregor que le hizo la marca recién ganado el Masters de 1999 y que por tanto cumplirá el próximo mes de mayo veinte años.

El putt del doble ganador en Augusta muere en la misma boca del hoyo, terso y dulce. Empate final. Qué huevos tienes, vascorro. No lo decimos nosotros, se lo dice Gonzalo.

Larrazábal recupera terreno y Arnaus sube un poco más el listón

En estos primeros nueve hoyos, en honor a la verdad, el mejor ha sido Rafa, que se ha hecho un -3 de cemento. Por los segundos nueve siguen Chema, Álvaro y Gonzalo. Competición stroke play a pelo. El andaluz, que comienza con eagle en el 10, terminará llevándose este segundo ‘match’ con cierta autoridad después de ponerse tres abajo tras ocho hoyos, en el 17. Chema y Gonzalo terminan con -1 y tendrán que pagar una cena a Quirós, que precisamente está celebrando hoy su 36 cumpleaños. La historia, por tanto, queda pulida y redonda, con el celebrante a un tris de soplar las velas de una tarta bien ganada en el pasto.

A partir del jueves la competición pondrá a cada cual en su sitio: gloria o tormento, incertidumbre, agonía, satisfacción plena y hasta crujir de dientes. Pero ¿y lo bien que nos lo pasamos mientras tanto?

  • Fe de erratas: Lamentablemente, nuestras cuentas tienen un error. Siguiendo el curso del relato, obviamente, nos faltaba indicar en qué momento la pareja Fernández Castaño-Quirós empataron por primera vez el duelo frente Cabrera Bello y Olazábal. Y fue gracias a un birdie del madrileño en el hoyo 4. Ante las persistentes protestas, Tengolf debe reconocer el error y aclararlo en esta fe de erratas. Al César lo que es del César.