Inicio Grandes Circuitos European Tour La sombra de Wiesberger se ha alargado más de la cuenta…

La sombra de Wiesberger se ha alargado más de la cuenta…

Compartir
Bernd Wiesberger esta semana en el Gary Player Country Club. © Golffile | Tyrone Winfield
Bernd Wiesberger esta semana en el Gary Player Country Club. © Golffile | Tyrone Winfield

Zander Lombard (-11) sigue liderando el Nedbank Golf Challenge, y ello a pesar de haber firmado hoy una tarjeta de 72 golpes, par en el día. El sudafricano saldrá en la ronda definitiva con un golpe de ventaja sobre su compatriota, Louis Oosthuizen (-10), que no termina de revolucionar la moto, o no al menos como el jueves, pero al que hay que otorgarle obligatoriamente la condición de favorito, y también con un golpe sobre Thomas Detry (-10), el más brillante de los componentes del partido estelar (vuelta de 69), pero que ha pagado caro dos malas salidas en los hoyos 14 y 18. Un peaje casi ineludible en el Gary Player Country Club, donde es vital la consistencia desde el tee.

Quirós y Elvira: dos modos distintos de darse un paseo por el alambre

El caso es que Bernd Wierberger (-6), sin hacer demasiado ruido, aparece en el radar de los candidatos a la victoria. Hoy firmaba una ronda de 70 golpes y se ha quedado a cinco de la cabeza. Mucho ojo, por tanto, si el austriaco es capaz mañana de sacarle punta a los nueve primeros hoyos. Un triunfo le daría la victoria en la Race to Dubai, salvo que Matthew Fitzpatrick (-3) acabara en segunda posición en solitario, algo que tiene aún menos pinta de ocurrir, una vez que el inglés ha jugado hoy sobre el par del campo.

El nuevo caddie de Sergio García será el sudafricano Mike Kerr

De acuerdo, el austriaco no lo tiene nada fácil. Pero basta recordar la remontada de Lee Westwood del año pasado para reconocer que la sombra de Wiesberger se ha alargado más de la cuenta, pensando en las opciones que le quedarían a Jon Rahm de ganar la Race en la Final de Dubai. Westwood, hace doce meses, partía en la última ronda a tres golpes del líder, Sergio García, y terminó ganando el torneo sobrado, con tres golpes de diferencia, tras firmar un 64. En efecto, en este campo caben este tipo de tarjetas, aunque no sean la excepción, así que mejor será no descartar nada. (Ojo: precisamente Westwood, el defensor del título, se ha colocado también con -6, a cinco golpes del líder. Digamos que él ya conoce el camino).

Podcast: El coronel Bogey y el futuro del European Tour

Por otro lado, y aunque no terminara ganando, tampoco le interesa nada a Rahm que Wiesberger finalice muy arriba, ya que podría ampliar mucho la actual ventaja que mantiene sobre el español en el ranking (ahora mismo es de 387 puntos). Un ejemplo virtual: si el torneo finalizara exactamente como está ahora mismo (Wiesberger es sexto, empatado con otros cinco jugadores), el austriaco sumaría en torno a 300 puntos, lo que llevaría su ventaja sobre Jon a cerca de setecientos, que no es ninguna tontería.

¿Qué tiene que ocurrir para que Rahm aún tenga opciones de ganar la Race?

Hay otros objetivos que el golf español baraja en el horizonte. Nacho Elvira (-5), por ejemplo, podía haberse metido aún más en el barullo. En realidad, su situación es muy parecida a la de Wiesberger: necesita un registro en torno a los 65 golpes el domingo e, incluso así, también depende de que los Oosthuizen, Lombard o Detry no anden finos. El cántabro, de todas maneras, se encuentra ahora mismo a tres golpes de un cuarto puesto que debería valerle para meterse en la Final de Dubai.  A Elvira le han sobrado 45 minutos negros. En el hoyo 12 se había fabricado una razonable opción de birdie para ponerse a un golpe del liderato en ese momento, pero no la iba a convertir y, además, acto seguido encadenaba tres bogeys en los hoyos 13, 14 y 15. Lo dicho, tres cuartos de hora lacerantes.

VÍDEO: «Es el mejor resultado que he podido conseguir»

Álvaro Quirós (-4) ha mantenido esa línea de ‘mírame y no me toques’, con el juego desde el tee muy cogidito con pinzas, pero con una extraordinaria actitud para mantenerse a flote, esquivando algunas bofetadas y aprovechando también algún momento brillante. A él, igual que Elvira, podría valerle un cuarto puesto para meterse en Dubai, un objetivo que aún tiene al alcance de la mano.

Consulta aquí los resultados en directo