Inicio Grandes Circuitos PGA Tour El PGA Tour no pedirá test de covid-19 a los golfistas que...

El PGA Tour no pedirá test de covid-19 a los golfistas que estén vacunados

Compartir

El avance de las vacunas contra el covid-19 cambiará la manera en que el PGA Tour realiza sus test a los jugadores antes de cada torneo. Según una información de Golf Digest, los organizadores de la gira estadounidense han enviado un correo electrónico esta misma semana a los golfistas en el que se señala que todos los que estén completamente vacunados no tendrán que hacerse pruebas antes de los eventos.

Según esta comunicación, “el protocolo de salud y seguridad del PGA Tour requiere que las personas se sigan realizando test hasta que hayan pasado 14 días completos desde su segunda dosis (en las vacunas de Moderna o Pfizer) y 14 días completos desde su primera y única dosis (vacuna de Johnson & Johnson). Y desde entonces, no habrá obligación de hacerse test de covid-19 dentro de la burbuja del PGA Tour, PGA Tour Champions o Korn Ferry Tour“.

El PGA Tour recomendará vacunarse de covid-19 a los jugadores, pero no lo exigirá

El pasado mes de diciembre, Jay Monahan, comisionado del PGA Tour, se mostró cauteloso respecto a la ayuda que podría suponer para el circuito la introducción de la vacuna y evitó llegar a conclusiones que podrían ser precipitadas. “Estaremos atentos al respecto”, se limitó a decir. Además, aseguró que el PGA Tour no obligaría a los golfistas a vacunarse para poder jugar.

“La vacunación es una opción. Creo que aplicaríamos la misma lógica y atención a este tema que a cualquier otro, y consiste en hacer todo lo posible para educar a nuestros miembros sobre la vacunación, los pros y los contras. Pero, en última instancia, es siempre una decisión individual”, zanjó.

Desde que regresó la competición en junio de 2020, después de varios meses interrumpida por la pandemia, los golfistas deben presentar una prueba de covid-19 negativa antes de ingresar a la burbuja de cada torneo. Desde entonces, más de 20 jugadores han dado positivo en los eventos del PGA Tour, viéndose obligados a retirarse y guardar cuarentena.