Inicio Grandes Circuitos PGA Tour Ni Justin Thomas puede estar tranquilo con lo que se viene encima…
Justin Thomas lidera el Zozo Championship y Tiger Woods se saca una espina

Ni Justin Thomas puede estar tranquilo con lo que se viene encima…

Compartir
Justin Thomas. (Photo by Harry How/Getty Images)

Justin Thomas (-14) es el líder en solitario del Zozo Championship después de la segunda jornada. Es la tercera vez en su carrera que arranca un torneo con dos rondas de 65 golpes o mejor. Las dos veces anteriores ganó. A bote pronto, y tratándose de quien se trata, esto es algo más que un aviso a navegantes, aunque lo cierto es que ni siquiera Justin Thomas puede estar tranquilo con lo que se viene encima en los dos próximos días.

Los birdies salen de debajo de las piedras en el Sherwood Country Club. Los vueltones hoy han estado de saldo. Se ha visto un 61 (Richi Werenski), tres 63 (Bubba, Reed y Gooch) y nada menos que trece 65. Vamos, como si lo regalaran por la compra de un litro de leche. Uno de cada cuatro jugadores del Zozo ha hecho 65 golpes o menos. Una barbaridad. Con estos registros, se entiende que la gran vuelta de 66 golpes de Tiger Woods (-2) le haya servido más para quitarse el mal sabor de boca que para progresar en la clasificación. De hecho, apenas ha ganado nueve puestos.

Brutal: DeChambeau supera por primera vez las 400 yardas de vuelo

Con estas cartas sobre la mesa, ninguno de los de arriba pueda estar tranquilo frente a los 36 hoyos que faltan. Se avecina fuego cruzado y no habría que descartar ni siquiera un 59 en las dos próximas rondas. Los greenes están receptivos y el campo no es largo para estos súper jugadores. Ni siquiera necesitan sacar a pasear muy a menudo el driver. Hay mucha opción de birdie y los más inspirados en los greenes pueden reventar el campo en cualquier momento. Thomas, sin ir más lejos, en los dos días ha metido siete desde más allá de los tres metros. Esto se traduce en que cualquier de los que ahora están a cinco, seis o siete golpes se puede meter en la pelea haciéndose un Werenski, por ejemplo. Y entre ellos hay que colocar a Jon Rahm (-9).

¿Creen ustedes que Jon Rahm echa de menos al público? (VÍDEO)

A un golpe de Thomas están Lanto Griffin (-13) y Dylan Frittelli (-13), dos jugadores que son la viva expresión del descomunal fondo de armario que tiene el PGA Tour. A dos de los líderes aparecen Patrick Cantlay (-12), cómo no, y Scottie Scheffler (-12). Hasta 21 jugadores se encuentran en doble dígito después de dos rondas. No hay que se Pitágoras para deducir que quien quiera levantar el trofeo del Zozo va a tener que llegar, como mínimo, al -23. Como mínimo.

Tiger sufre un verdadero suplicio por la derecha

Tiger Woods no va a ganar el torneo, pero al menos se ha quitado de encima el lastre de ayer. Ha igualado su mejor tarjeta de 2020 y ha firmado su resultado más bajo en relación al par, con un buen botín de ocho birdies y un parcial de cuatro bajo par en los pares 5. Necesitaba este impulso pensando sobre todo en el Masters de Augusta. También ha cogido aire Rory McIlroy (-4), con una tarjeta de 67 golpes.

Consulta aquí los resultados en vivo