Inicio WGC WGC FedEX St. Jude Invitational Jon estrena su Número Uno con una ronda que ha sido de...
Rahm firma una tarjeta de par en la primera jornada del WGC Fedex St. Jude Invitational

Jon estrena su Número Uno con una ronda que ha sido de todo, menos tranquila

Compartir
Jon Rahm. © WGC Fedex St. Jude Invitational
Jon Rahm. © WGC Fedex St. Jude Invitational

No puede decirse que Jon Rahm (PAR) haya estrenado en sociedad su flamante Número Uno mundial en el WGC FedEx St. Jude Invitational con una de esas rondas plácidas en las que el golf fluye sereno y confiado. Una de esas en las que rara vez se está fuera de posición, la bola suele ir a donde tú le dices, las sonrisas se le caen a uno de los bolsillos y hasta puedes relajarte observando el animado cortejo de una pareja de ardillas, que retozan entre las ramas de un árbol centenario…

El tiralíneas de Sergio recoge a tiempo su merecida recompensa

No. La primera vuelta del joven español en este campeonato del mundo ha sido de sube y baja, tira y afloja, calentones, algunos suspiros de alivio y una pizca (o quizá dos) de frustración, por no terminar de saber qué estaba pasando. ¿Las causas del desasosiego? Demasiados errores desde el tee, algunos desajustes a la hora de calibrar las distancias con los segundos tiros, recuperaciones desde posiciones complicadas (suele ocurrir: en los días atravesados, las recuperaciones no se quedan francas) e incluso algunos putts aquí y allá algo acelerados que se pasaban el hoyo por dos metros y hasta casi tres de distancia…

La insólita carambola que produciría un empate en el Número Uno entre Jon y Rory

Sus segundos nueve hoyos (había salido por el 10) han sido una auténtica montaña rusa, con tres bogeys y tres birdies. Afortunadamente, Jon no suele perderle la cara a estas jornadas pestosas, así que también se iba a sacar de la manga buenos disparos y oportunos birdies, así como un excelente purito de unos seis metros, en el último hoyo, para rematar precisamente con birdie la vuelta y firmar las tablas con el TPC Southwind.

La medalla de oro, el calendario y una pregunta espinosa

Mientras sus compañeros de partido, Rickie Fowler (-6) y Bryson DeChambeau (-3), volaban por momentos sobre el recorrido de Memphis (aunque DeChambeau afeaba la tarjeta con un doble bogey en el tramo final), el vasco iba a salvar los muebles en un campo que penaliza severamente los errores de tee a green. No es poca cosa. Al fin y al cabo, quedan 54 hoyos por delante y Jon partirá mañana a sólo tres golpes del top ten del torneo. Digamos que, en una jornada ciertamente atravesada, Rahm no ha perdido el hilo ni sus opciones.

Consulta aquí los resultados en directo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here