Inicio Grandes Circuitos El lío Olímpico crece: Santi Tarrío va a pelear por la plaza...
Nadie de la Federación se ha puesto en contacto con él pese a ser el primer reserva

El lío Olímpico crece: Santi Tarrío va a pelear por la plaza que “me corresponde”

Compartir
Santiago Tarrío. (© Golffile | Phil Inglis)

La bola de nieve provocada por la baja de última hora de Jon Rahm en los Juegos Olímpicos no deja de crecer. Santi Tarrío, que según el ranking olímpico figuraba como primer reserva detrás de Adri Arnaus y por delante de Jorge Campillo, ha confirmado a Ten Golf que “voy a pelear la plaza en los Juegos porque creo que me corresponde por el ranking”. Al mismo tiempo, Jorge Campillo tiene previsto desplazarse hoy a Sevilla para realizar un primer PCR de urgencia con el objetivo de poder viajar a Tokio. Dos jugadores por una plaza. Lío gordo a la vista provocado por una actuación absolutamente errática de la Federación Española de Golf. O se han hecho las cosas rematadamente mal o se han explicado rematadamente mal. En cualquier caso, es un fiasco.

Santi Tarrío, que ha terminado cuarto este domingo en el Challenge de Italia, atendía a Ten Golf poco después de firmar la tarjeta. “Me he enterado de la baja de Jon Rahm poco antes de empezar a jugar la última ronda. Me he puesto en contacto con mi agente y le he dicho que inicie los trámites para intentar estar en Tokio. Soy el primer reserva según el ranking olímpico y no voy a dejar escapar una oportunidad como esta”, explicó.

Lo más raro y turbio del asunto es que nadie de la Real Federación Española de Golf se ha puesto en contacto con Santi Tarrío ni antes ni después de que se cerrara el ranking olímpico para darle alguna explicación. La clasificación, que se cerró después del US Open, quedó de la siguiente manera: los dos primeros eran Jon Rahm y Sergio García, el tercero era Rafa Cabrera Bello, cuarto Adri Arnaus y el quinto era Santi Tarrío. Como quiera que Sergio y Rafa renunciaron a su plaza por temas de calendario, el siguiente en la lista era Arnaus y Tarrío quedaba como primer reserva por si sucedía algún contratiempo. Así las cosas, con la baja de Rahm por positivo en Covid-19, la plaza, según el ranking le debía corresponder a Tarrío. Sin embargo, con quien ha hablado la Federación es con Campillo.

¿De dónde viene este lío? Pues de que la Federación ofreció una prelista para los Juegos en la que estaba Campillo por delante de Tarrío, ya que en ese momento en el ranking olímpico era así. Sin embargo, con el paso de las semanas y los buenos resultados del jugador gallego, Tarrío terminó superando a Campillo y cuando se cerró el ranking estaba por delante. La Federación no ha actualizado la lista y no ha realizado ninguna gestión para inscribir a Tarrío en los Juegos.

“Me han comentado que va a estar difícil que pueda estar por todo el tema burocrático, pero de momento no me han dado ninguna explicación al respecto. Mi agente está en contacto con ellos y me irá informando. Yo aún tengo la esperanza de poder ir a Tokio porque pienso que me corresponde. Ojalá pueda llegar a tiempo”, ha comentado Tarrío a Ten Golf.

En cualquier caso, el lío está sobre la mesa y habrá que ver cómo lo puede solucionar la Federación. Primero comunicaron oficialmente que no iban a cubrir la plaza de Jon Rahm porque no había tiempo de ‘alistar’ a otro jugador, después han empezado a mover la posibilidad de que Jorge Campillo acuda a Tokio y ahora resulta que por ranking a quien le corresponde es a Tarrío. Un lío morrocotudo que veremos qué solución tiene y donde la imagen del golf español no queda nada bien.