Inicio Masters de Augusta 2019 Desde la guarida de Jon Desfondado por la trabajera pero con una sonrisa que denota cosas…

Desfondado por la trabajera pero con una sonrisa que denota cosas…

Compartir
Tiger Woods, Jon Rahm y Haotong Li, en el green del hoyo 2 este sábado. © Augusta National
Tiger Woods, Jon Rahm y Haotong Li, en el green del hoyo 2 este sábado. © Augusta National

Si hay una palabra que puede definir la vuelta de Jon este viernes es: intensa. Su segunda jornada en el Masters ha tenido tres tercios perfectamente diferenciados. En el primero ha estado sólido desde el tee, contundente en los segundos golpes, tranquilo y sereno en los putts. Ahí ha acabado dos bajo par.

Crónica | Rahm se agarra hasta con las pestañas a la gran orgía del golf mundial

En el segundo tercio aparecen los problemas y va encontrando cómo resolverlos. Digamos que aquí ha estado en modo solucionador. Y el tercer tercio, el más importante de todos, es, como él mismo dice, donde ha arreglado muchas cosas.

Se ha encontrado con un Tiger Woods de otra época, aquella en la que era muy contundente… y a su parroquia. Jon se ha tenido que enfrentar a lo que temíamos desde un principio. Una parroquia que en ocasiones lleva alguna cerveza de más y con una motivación cada vez mayor hasta llegar a lo que todos sabemos que ocurre cuando Tiger está en este nivel…

Diario de un Padre en Augusta | El recuerdo imborrable de ver a tu hijo poner en pie a una grada en el Masters

Pese a todo, Jon, de forma brillante, ha solucionado una papeleta que se le estaba poniendo muy cuesta arriba. Ha sacado todo lo mejor de sí.

VÍDEO | Penalti y expulsión: un guardia de seguridad ‘caza’ a Tiger… sin querer

Hemos comentado la vuelta al acabar, como siempre, y efectivamente lo que estaba era desfondado por la trabajera que había tenido, aunque con una sonrisa en la cara que denotaba claramente que lo tiene muy claro.

Tee Times de la tercera ronda: Rafa jugará con Langer y Jon con Kizzire

Si el jueves hablábamos de que tuvo un momento de mono de trabajo, yo diría que hoy ha tenido muchos momentos de mono de trabajo. El mono hoy se lo ha puesto verde, no sé si como preludio de vestir otras prendas de ese color… Ojalá sea así.

Vamos a ver qué pasa el sábado. El tiempo es complicado, pero como siempre esperamos lo mejor de Jon.