Inicio Grandes Circuitos European Tour Sullivan pierde la hoja de ruta y Rozner hace historia en el...
Victoria del francés Antoine Rozner en el Golf in Dubai Championship

Sullivan pierde la hoja de ruta y Rozner hace historia en el golf galo

Compartir
Antoine Rozner posa con el trofeo de ganador del Golf in Dubai Championship. © Golffile | Fran Caffrey
Antoine Rozner posa con el trofeo de ganador del Golf in Dubai Championship. © Golffile | Fran Caffrey

Antoine Rozner (-25) ha ganado el Golf in Dubai Championship después de firmar una potente tarjeta de 64 golpes en la última ronda. Es la primera victoria de este jugador galo de 27 años en el circuito europeo y por tanto es normal que estuviera tan emocionado al finalizar. No sólo por su estreno ganador, sino también porque, aunque a veces pudiera parecer lo contrario, el golf francés no va sobrado de éxitos en la historia del circuito. Y decimos que a veces pudiera parecer lo contrario porque precisamente en este anómalo 2020 hemos visto ganar a tres jugadores franceses distintos (Stalter, Langasque y Rozner), un auténtico hito para el golf del país vecino. Sin embargo, la realidad también dice que ni siquiera llegan a veinte los franceses que al menos han ganado un torneo en casi cincuenta años de historia del European Tour (Rozner es el número 19, de hecho). Algo está cambiando en Francia, incluso ahora que sus dos estrellas principales en activo (Dubuisson y Levy) no pasan por su mejor momento.

Se meterán en la Final de Dubai hasta el puesto 72-75 de la Race

Rozner ha hecho muy bien los deberes, vaya por delante, pero su triunfo también ha tenido mucho que ver con el hecho de que Andy Sullivan (-23) perdiera la brújula y su hoja de ruta. El inglés estaba calcando los pasos que había dado hace cuatro meses para ganar por goleada el English Championship, pero su registro de hoy de 70 golpes ha resultado demasiado pobre en un campo, el Fire course del Jumeirah Golf Estates, donde cerca de cuarenta jugadores (37) han firmado al final de la semana las cuatro tarjetas por debajo del par, un dato que casi roza los límites del absurdo.

Podcast: Desvelamos novedades de la alianza PGA y European Tour

Es verdad que al final el ganador ni siquiera se ha acercado al récord anotador bajo par que mantiene Ernie Els en el circuito europeo desde 2003 (-29). O al que establecía el propio Sullivan este verano, respecto al número total de golpes en 72 hoyos (257, por los 263 de Rozner). Pero habrá tiempo de establecer otros récords que a buen seguro se han batido esta semana, que hablan de las bondades del Fire course y de las condiciones de juego. El hecho, por ejemplo, de que el registro de -22 se haya quedado fuera del top 5 del torneo puede ser único en la historia.

Christiaan es otro de los que te mata suavemente con su canción…

Sullivan desaprovechaba dos putts más bien cortos de birdie por los primeros nueve, tramo en el que venía jugando realmente sólido, al nivel del resto de la semana, aunque la clave de su derrota hay que achacarla al bogey del hoyo 16, un par 4 corto que hoy se jugaba desde un tee todavía más adelantado en el que se han visto la friolera de cuarenta birdies y tres eagles y en donde sólo cinco jugadores han tropezado. Sullivan, además, lo hacía después de tripatear.

Rozner, sin embargo, parecía despedirse con un bogey en el 15, pero los birdies en los hoyos 16 y 18 al final le llegaban para ganar sobrado. El francés, por cierto, no es un bombardero descomunal, de esos que quitan el hipo al estilo Nienaber o DeChambeau, pero hace tiempo que asoma ya entre los pegadores más largos del circuito europeo, hasta el punto que esta semana ha sido el que más largo ha ido de media desde el tee (en torno a los 300 metros de distancia). Sea como sea, hay que vigilar de cerca su evolución, puesto que apenas ha jugado 24 torneos en el European Tour y ya ha ganado. A Thomas Levet, el jugador francés con más victorias (6) le costó más de 150 intentos estrenarse; y a Dubuisson, Levy, Havret, Jacquelin o Bourdy, los otros grandes ilustres del golf galo, les costó más de treinta intentos en el mejor de los casos. Victor Perez, otra de las grandes esperanzas galas, lo hizo en su intento 29º. El récord en este sentido de un jugador nacido en Francia es del franco-luso Jose Filipe Lima, que ganó por primera vez en su intento noveno, pero al que dejamos entre paréntesis precisamente por su condición de doble nacionalidad (a día de hoy juega bajo bandera portuguesa, por ejemplo). Ojo, por tanto, porque Rozner, sin ser por edad un prodigio de precocidad, ya se está haciendo notar; o mejor dicho, está haciendo historia en el golf francés.

Una Final de Dubai como jamás se había vivido antes

A los representantes de la Armada española presentes esta semana se les atragantaba desde el principio la alta exigencia anotadora que demandaba el campo para verse arriba. Salvo el jueves, después nunca se ha visto a ninguno de ellos en disposición de atacar la parte alta de la tabla y, de hecho, Pep Anglés (-12) y Adrián Otaegui (-12), que han sido los mejores, ni siquiera han podido meterse en el top 30 de la clasificación. Puede que alguno de ellos, que estarán presentes la semana que viene en la Final de Dubai (Otaegui, Campillo y Arnaus), puedan resarcirse en el Earth course, vecino del Fire y desde luego más severo.

Consulta aquí los resultados finales del Golf in Dubai Championship