Inicio Grandes Circuitos PGA Tour Tiger afina el putter para poner fin a 28 años sin victorias...

Tiger afina el putter para poner fin a 28 años sin victorias en el Genesis

Compartir
Tiger Woods, practicando ayer en Riviera © Golffile | Phil Inglis
Tiger Woods, practicando ayer en Riviera © Golffile | Phil Inglis

Hace 28 años, un joven y esbelto prodigio del golf californiano llamado Eldrick Woods disputó el primer torneo de su carrera en el PGA Tour, el Nissan Los Angeles Open, en el Rivera Country Club. En su primera ronda, aquel chico entregó una tarjeta de 72 golpes, mejor que la de jugadores como Hale Irwin, Lee Janzen y Hal Sutton.

Casi tres décadas después, el joven Eldrick, a quien todos conocían por Tiger, regresa al Genesis Invitational con un llamativo reto: ganar el torneo que más veces ha disputado sin victorias. El Tigre ha participado en 13 ocasiones en este evento sin una sola victoria. Y para colmo, fue allí donde perdió por única vez un playoff en el PGA Tour, ante Billy Mayfair, aunque en aquella edición el torneo se jugó en el Valencia CC.

Tiger tiene una puntuación promedio como profesional de 69,27 golpes en Riviera en este torneo, mejor que cualquier otro jugador sin lograr una victoria aquí en el último cuarto de siglo. Así que conviene repasar estadísticamente qué aspecto es el que le ha impedido ganar el Genesis.

El súper ambicioso objetivo de McIlroy para 2020 y otras confesiones

La primera suposición podría ser la precisión con el driver, pero se desmonta fácilmente porque Tiger ha logrado un mayor porcentaje de calles en Riviera como profesional (63,9%) que los ganadores del torneo en esos años (63,7%).

Así que rápidamente se descubre que la mayor diferencia en el juego de Tiger en Riviera respecto a los ganadores ha residido en el putter. Desde 2004, los ganadores del torneo de Riviera en los años que jugó Tiger lograron un promedio de 1,34 golpes ganados por ronda pateando. El promedio de Woods en ese margen de tiempo es de -0,08. El californiano ha promediado unos tres tripateos por cada cuatro rondas en Riviera, mientras los ganadores apenas tuvieron un 0,32 de media.

En la edición del pasado año, Tiger terminó empatado en el puesto 15 pese a ocupar el puesto 38º en golpes ganados durante la semana. Necesitó nada menos que tres tripateos entre las cuatro rondas, los mismos que Martin Kaymer, situándose como los dos jugadores con más tripateos entre los que pasaron el corte. Así que si Tiger quiere ganar esta semana y poner fin a su mala racha en Riviera tendrá que mejorar en los greenes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here