Inicio Blogs Caddielandia Un ejemplo concreto de los perversos greenes de Winged Foot
Javier Erviti, caddie de Renato Paratore, escribe para Ten Golf desde el US Open

Un ejemplo concreto de los perversos greenes de Winged Foot

Compartir
Justin Rose. (© USGA via Golffile)

Que nadie se asombre si ve a más de un jugador apuntando deliberadamente al búnker de la derecha del green del hoyo 1 en el segundo golpe. Hablo, claro está, dando por hecho que se encuentra en calle. Desde el rough, no hay opción. Hay que tener mucha suerte con la posición de la bola para poder plantearse tirar a green desde la hierba alta. Pero eso ya lo saben todos ustedes. Volvamos al escenario planteado al inicio…

Diario de un amateur en el US Open: Aquí son todos toros

Recuerden, un golfista ha clavado la salida en el tee del 1 y su bola se encuentra perfectamente colocada en la calle. Primer paso crucial. Puede que incluso haya alguna celebración, aunque vaya por dentro. La bandera está colocada a la derecha del green y toca plantear el segundo golpe. La lógica diría que todo lo que sea apuntar a la izquierda de la bandera sería un buen tiro, pero mucho me temo que no es así. Verán a jugadores tirando deliberadamente al búnker de la derecha, y es que les aseguro que en ese green es mejor tener una sacada desde la arena en ese lado que un putt desde la izquierda. Hay un piano brutal y es prácticamente imposible dejarla cerca. Casi diría que es un green aberrante… Cada vez que lean o escuchen que los greenes de Winged Foot son muy difíciles, piensen en un putt de izquierda a derecha en el hoyo 1. Les recomiendo que lo sigan atentamente por televisión. Va a ser divertido…

Rahm cita a Mike Tyson para explicar su estrategia en el US Open

La estrategia en este campo, maravilloso por cierto, espectacular, pasa por estar en calle. Sé que no descubro nada nuevo. Renato y yo tenemos claro que cada vez que podamos pegar el hierro 2 desde el tee lo vamos a hacer. Su pegada con ese palo ayuda. Eso sí, como sople viento, en los hoyos que pille en contra, no habrá más remedio que sacar el driver. Ojo con el viento porque puede hacer más daño de lo que se está hablando hasta el momento. Conviene recordar que, además del rough, Winged Foot está perfectamente escoltado por un ejército de árboles que complica todavía más la situación.

Tiger Woods pide ‘clemencia’ a la USGA

Les cuento otro detalle de las calles que igual no se percibe perfectamente por televisión. Más allá de que son estrechas, de que están muy rápidas y cortadas con el pelo a favor, no hay prácticamente ninguna plana. La mayoría tienen una pendiente hacia la izquierda o la derecha que las escupe aún con más fuerza hacia el rough.

La historieta que Tiger Woods le contó a Jon Rahm para definir Winged Foot

Volviendo a los greenes, un aspecto fundamental. Siempre reciben cuesta arriba, por lo que no se extrañen si ven a muchos jugadores que se quedan cortos y aprochando desde la calle antes del green. En caso de duda, siempre cortos. Irse largo en Winged Foot puede ser una tragedia, ya que el approach de vuelta o el putt es todo cuesta abajo. Tembleque.

El último US Open que se jugó en septiembre cambió la historia del golf

Por último, Renato y yo llegamos a Winged Foot el sábado y el domingo jugamos por primera vez el campo. Pues bien, desde el domingo al martes ya ha cambiando un montón. Está mucho más seco y rápido y mucho me temo que aún se va a poner más para el jueves… Va a estar entretenido.

*Javier Erviti es el caddie de Renato Paratore y juegan esta semana el US Open en Winged Foot

US Open 2020: horarios y dónde ver en directo por televisión

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here